ATRÁS (Páginas personales)PORTADA (HOME)

CLAUDIO GAEBLER
claudiogaebler@fibertel.com.ar
 
Buenos Aires - Argentina

LOS 100 AÑOS DE LA OMA (versión corta)

Muchos de los lectores seguramente tendrán antepasados con vidas igualmente apasionantes. También en honor de ellos valga este homenaje de unas pocas líneas...

Si, quien logra arribar hasta los 100 años ? Mi "Oma" llegó a ello por encarar sanamente la vida, poniendo lo que hace falta para superar los problemas, con optimismo y grandes ganas de vivir. Su forma de encarar la vida es disfrutando hasta el último halo lo que le brinda la vida, acordándose del pasado, pero sin dejar de encarar la problemática actual, dedicándose con ahínco a la familia y estar bien con Dios y la humanidad.-

Habiendo nacido aún en los "buenos viejos tiempos" del Emperador de Alemania el 13.04.1904 en Berlín como la más joven de cinco hermanos, Ingeborg Schmidt de Neue disfrutó una fugaz pero feliz juventud saturada de actividad tanto deportiva como espiritual: natación, el remo, patinar sobre hielo, ver óperas... y hasta avanzada edad caminar y viajar a pie, y caminar, desde chiquitita junto a toda su familia, luego con el grupo tipo scout de los "Wandervogel" (textualmente las "Aves peregrinas", organización que efectivamente peregrinó por todo el mundo), recorriendo las sierras y las costas del Mar Báltico en la Alemania de entonces y muchos años después con su hijo Helmut (rebautizado Don Elmo en las sierras cordobesas) en Argentina... leer mucho y escuchar música, toda su larga vida...y bailar, en especial el vals, pobre pero llena de vida como era normal en los "locos años veinte" (entre 1920 y 1930).

Duros golpes recibió a temprana edad, cuando su padre –médico- ya en 1914 y luego en Verdun su hermano Helmut cayeron durante la Primera Guerra Mundial. A ello se agrega, que la familia dio "Oro por hierro", donación por la cual cada uno de los hermanos tuvo que arreglárselas solo y como pudiera en la vida desde temprana edad. La "Oma" se recibió de enfermera y en las épocas de hiperinflación en Alemania desarrollo tareas en un Banco.-

Durante sus vacaciones, bien dentro de las sierras de Silesia (Schlesien), conoció a su futuro marido Georg (Jorge), radicado en ese remoto lugar, que le enseñaría a esquiar. Casados se afincaron en Berlín, ella lo ayudaba en sus estudios, primero el fue empleado público, luego siguió la carrera eclesiástica. Difícil trabajo de parto tuvo "Oma" con Sigrid (su primogénita), ya con Swantje y Helmut ya fue mas sencillo.

Cuando estalló la Segunda Guerra Mundial, "Oma" y su familia por razones de seguridad en virtud de los frecuentes ataques aéreos previsibles se fueron a casa del cuñado en Silesia, donde había duras tareas para realizar en el vivero que este dirigía. Mas tarde se dedicó a tocar el órgano durante las misas. Otro duro golpe: su esposo es declarado desaparecido en el frente ruso. Ya antes de ello su casa en Berlín había sido destruida totalmente durante un bombardeo. Al finalizar la guerra se le sumó la huida de la familia, solo con una valijita en el último tren repleto pasando por Dresden, poco antes del terrible y devastador bombardeo a dicha ciudad.

Se convirtió en maestra en Alemania Oriental, incluyendo incluso el escaso ruso que había aprendido apenas horas antes que sus alumnos, nuevamente sin libertad.  La supervivencia era difícil, no había ni siquiera carbón para sobrevivir el crudo invierno. A ello se le sumaba la carencia de los mas vitales alimentos...

Nuevamente decidió la huida, ahora hacia el Occidente, recalando en Hamburgo. Allí trabajó con su hermano Ewald Schmidt Di Simoni, coeditor del diario "Die Zeit". Finalmente "Oma" viaja con su hijo menor Helmut en barco a Argentina, donde ya estaba radicada su hermana Erika.

ARGENTINA: Ello significó un reinicio en una isla del Delta del río Paraná, mas debió sobrellevar un gran creciente del río, con pérdida total de todos los troncos talados en cuatro años, luego a empezar de nuevo ganándose la vida ofreciendo hospedaje, más tarde en las cercanías de Gualeguaychú se compra tierras y planta maíz, a ello se suma la cría de pollos, una vaca, un ternero, dos caballos, un sulky. Años más tarde a la vera del río sufre otra crecida del mismo, que casi le cuesta la vida.-

Decide rehacer su vida en el Valle de Calamuchita, en la bella Villa General Belgrano, cultivando nuevas amistades, de tanto en tanto viaja conociendo la Argentina, tiene la suerte de ver un OVNI. Un tiempo "Oma" vive con su hija Sigrid en el Gran Buenos Aires, visita a su hermana Erika, logra concretar un gran encuentro de ambas susodichas con su hermana de Colonia (Alemania) en casa de su sobrina Helga... La familia se mantuvo firmemente unida hasta hoy día, atravesando todo tipo de peripecias y arraigada en su segunda Patria. "Oma" también se ocupó mucho de sus nietos: A Claudio le enseñó a jugar el ajedrez, a "Mecki" le leía libros, cuidó de Irina durante muchos meses. En la Colonia de Vacaciones "Seeblick" de Villa Rumipal se granjeó las simpatías de sus huéspedes durante los muchos años de la administración de los Gaebler, o sea de su hija Sigrid y su marido conocido popularmente como "Don Juan de la Colonia". Siempre en todo, sus hijos aún se agrupan en su cercanía. Hace años Omi está bajo los amorosos cuidados de su hija Sigrid, en su vivienda en la ladera del Cerro Rumipal, con vista al lago. Siendo también la de mayor edad de la "gran" Familia, "Oma" disfruta sus hijos, nietos, bisnietos, tataranietos, parientes lejanos y amigos ... y es como de cuento ... esta vivita y coleando... Gracias a Dios!

Claudio Gaebler. Mayor detalle en www.gaebler.com.ar

 


CLAUDIO GAEBLER
claudiogaebler@fibertel.com.ar
 
Buenos Aires - Argentina

Home | Páginas Personales | Páginas Profesionales | Páginas de Interés General | Links